Cómo ser feliz: la fórmula del éxito

Cómo ya os hemos comentado en otras ocasiones la felicidad tiene fórmula y queda definida por:


 

Felicidad  = 

Rasgo genético   + 

Circunstancias

+  Voluntad

 

Peso de los factores en la ecuación

 

(40-50%)

(10-15 %)

(35-40%)


Cómo podemos ver nuestros rasgos genéticos y  nuestra voluntad son muy importantes a la hora de ayudarnos a ser felices.

Jan-Emmanuel De Neve dice “Nuestros datos sugieren que un tercio de la felicidad puede ser explicada mediante una lotería genética heredada de los padres” y  coincide en un hallazgo con otros estudios: tenemos un umbral mínimo de felicidad, influenciado por la biología, mayor o menor según cada individuo.

Este umbral no tiene que ver con el estatus económico, los niveles de educación, el sexo o la raza;  parece que el responsable es un gen, llamado 5-HTTLPR. Se trata de una instrucción genética que codifica para unas moléculas críticas, ancladas en las membranas de las neuronas y que reciclan la serotonina, un neurotransmisor del cerebro que posibilita que las neuronas "hablen entre sí"; además está implicada en los circuitos que tienen que ver con la regulación y transmisión de los mensajes emocionales.

Lo llamativo de la investigación es que existen dos versiones del gen, una larga y una corta. La primera segrega abundantes cantidades de portadores para reciclar la serotonina. La versión corta produce un número menor de portadores y, por eso, la serotonina escasea.

Por otro lado el nuevo campo de la epigenética no deja de sorprendernos con nuevos descubrimientos. Uno de ellos es que ser feliz también opera a nivel epigenético, es decir, modifica la expresión de nuestros genes.

El psicólogo y psiquiatra Richard Davidson ha visto, en los monitores de  su laboratorio de la Universidad de Wisconsin-Madison, que la regulación de las emociones ilumina la corteza prefrontal del cerebro y ha encontrado un patrón. La gente que experimenta felicidad y entusiasmo usa más la parte izquierda de esta corteza, mientras que los pensamientos negativos y estresantes se asocian con la derecha.

Davidson ha realizado escáneres cerebrales a monjes budistas, que tienen acumuladas miles de horas de meditación. Estos escáneres cerebrales a los monjes mientras meditaban registraron una gran asimetría en la actividad cerebral, en la que se iluminaba con mucha más intensidad el lado izquierdo de la corteza prefrontal; el lugar donde Davidson y otros muchos expertos creen que recoge los pensamientos felices. La parte derecha, que conjuga las emociones negativas, es inhibida de forma deliberada y consciente. Davidson ha trabajado además con voluntarios que recibieron un entrenamiento básico durante dos semanas a través de Internet en el que meditaban una media de 30 minutos diarios, y a los que se les realizaron escáneres antes y después del entrenamiento para comprobar si existía un impacto en el cerebro: "Encontramos que dos semanas de entrenamiento producían cambios en el cerebro que podían medirse con nuestras técnicas de resonancia funcional. Y descubrimos que los participantes se involucraban en comportamientos más altruistas y compasivos gracias a esas dos semanas de entrenamiento".

entrenando para ser felices

En 2miradas ofrecemos entrenamiento adecuado para inundar el cerebro de pensamientos felices y compasivos, una herramienta de valor incalculable para todas las personas.

Para ayudarte con la regulación de las emociones te proponemos el artículo: Control mental para evitar el estrés.

Para mejorar nuestra voluntad de ser felices debemos definir nuestros objetivos.

Como siempre, te esperamos aprendiendo en el camino del crecimiento y no olvides que te acompañamos con pasión hacia el logro de tu éxito.

Feliz verano – el equipo de 2miradas

Comparte este artículo en tus redes

SOBRE EL AUTOR:

<a href="https://2miradas.es/blog/author/2miradas/" target="_self">2miradas</a>

2miradas

Especialistas en Gestión de equipos y formación de directivos. Preparamos y capacitamos a las empresas y a las personas que las componen a enfocarse de manera integral y coherente hacia la consecución de sus objetivos y llevarlos a cabo de forma sostenible para alcanzar el éxito.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar:

La clave del éxito: autodisciplina

La clave del éxito: autodisciplina

¿Alguna vez te has preguntado cuál es el factor clave que separa a aquellos que alcanzan sus metas de los que se quedan en el camino? La respuesta es simple pero fundamental: la autodisciplina. Soñarlo solo es el comienzo La autodisciplina es la...

Escribir para gestionar emociones

Escribir para gestionar emociones

Cuando decimos “no tengo tiempo”, “no me da la vida”, “no llego a todo”, “no puedo”, “no sé”, nuestro cuerpo se pone en modo estrés. Si además le añadimos la percepción de no tener recursos suficientes para abordar la demanda que tenemos delante...

¿Qué cambios quieres ver este año?

¿Qué cambios quieres ver este año?

"Locura es esperar algo distinto haciendo lo mismo", decía Einstein. Es año nuevo y es el momento de dejar atrás lo que ya no nos conviene, lo que ya no queremos en nuestra vida, de dejar en el pasado el pasado, de soltar. También, es tiempo de...